Elige el plan PRIVATE por tan solo $80 MXN al mes y consigue entradas a los mejores eventos. Ver más

¿Te perdiste la primera parte?

 

Las notables y bien reconocidas capacidades de Batman existen gracias a  los hombres y mujeres que durante años compartieron su conocimiento con el joven Bruce Wayne.

Maestros en sus respectivos campos que entrenaron al futuro Batman no solo física sino también mental y espiritualmente para cualquier tipo de situación. Estos especialistas no siempre fueron aliados del bien, pero afortunadamente sus conocimientos pudieron ser usados de un modo positivo gracias a Batman.

David Cain

  

David Cain es uno de los asesinos más prominentes del mundo, logrando siempre su cometido sin importar lo imposibles que hayan parecido sus objetivos. Sus víctimas han incluido algunas de las personas más famosas y poderosas del planeta. 

Cain entrenó al joven Bruce Wayne en las tácticas asesinas que él utiliza, aunque Batman obviamente nunca las ha utilizado. Al ser cuestionado del porqué decidió entrenar con Cain en primer lugar, Bruce respondió: “saber cómo matar no significa que debas hacerlo”.

La obsesión de Cain por siempre anticiparse a cualquier contingencia le hizo tomar la decisión de entrenar a alguien para que fuera su compañero y eventual sucesor. Después de numerosos intentos de entrenar a niños y tras su evidente fracaso, se dio cuenta de que la respuesta estaba en la genética. Decidió entonces que para obtener un heredero digno necesitaba un hijo propio, al que pudiera entrenar desde su nacimiento, así que se dio a la tarea de buscar una madre adecuada para la faena, una mujer con habilidades extraordinarias como las suyas.

Encontró a la mujer perfecta en Sandra Wu-San a quien observó durante un torneo de artes marciales mientras combatía con su hermana Carolyn. Aunque ambas mujeres eran consumadas combatientes, Cain se dio cuenta de que el potencial de Sandra era mucho mayor al de su hermana. Sandra inconscientemente se contenía al pelear con Carolyn, por lo que Cain decidió “ayudarla” y quitar de su camino lo que la restringía, asesinando a Carolyn. 

Cain sabía que Sandra lo buscaría para cobrar venganza por la muerte de su hermana, así que planeó una emboscada con la ayuda de R’as al Ghul y su Liga de Asesinos (de la que Cain formaba parte). A cambio de perdonarle la vida, Sandra accedió a tener un hijo de Cain y dejarlo a su cargo.

La hija que nació de este encuentro fue Cassandra Cain, quien fue entrenada en cualquier tipo de violencia imaginable, desde combate cuerpo a cuerpo hasta armas y explosivos; sin embargo, Cain nunca enseñó a Cassandra a leer o escribir, su único lenguaje era su habilidad de leer las intenciones de las personas simplemente observando su lenguaje corporal notando incluso los movimientos musculares más insignificantes, algo que heredó de su madre, quien además de su hermana Carolyn (y ahora Cassandra) son las únicas humanas en contar con este don. Esto le da la capacidad a Cassandra de predecir lo que harán sus oponentes a veces incluso antes de que ellos mismos lo sepan.

Cuando Cassandra tenía 8 años tuvo su primer misión: asesinar a un hombre de negocios. Después de cumplir su encargo gracias a su habilidad pudo “leer” al hombre mientras moría, pudo ver la muerte del mismo modo que él la veía: “terror y después… nada”. Esta lectura le hizo entender que asesinar estaba mal y la dejó marcada de por vida por lo que decidió huir del lado de Cain. Cassandra después se uniría a Batman como la cuarta Batgirl.

Después de la desaparición de Cassandra, Cain, sorprendentemente, quedó devastando y no volvió a ser el mismo, nunca perdió la esperanza de que algún día ella podría volver a su vida. 

Durante Batman #605, Lex Luthor contrata a David Cain para inculpar a Bruce Wayne del asesinato de Vesper Fairchild (una personalidad de televisión y radio que estuvo relacionada románticamente con Bruce) con la intención de arruinar la reputación de su rival en los negocios. Cain acepta el trabajo con el propósito de comprobar si Batman era merecedor de dirigir a Cassandra, pues para este momento había reconocido a Batman como el joven Bruce, un chico angustiado que había llegado a él para ser entrenado.

Al final del argumento, Cain reconoce a Batman como digno guía y decide dejarse atrapar para limpiar el nombre de Bruce Wayne. David Cain nunca fue el mejor padre, pero siempre mostró un interés genuino por su hija Cassandra. 

Bruce Wayne probó ser un gran guía para Batgirl, pues a pesar de no haber seguido el camino que su padre había trazado para ella, este sigue estando orgulloso de la persona que es, sabiendo que su hija y uno de sus más distinguidos alumnos continúan, a su modo, con su legado.

Lady Shiva

Lady Shiva es considerada la asesina más mortal dentro del universo DC. Ha entrenado a Batman y al tercer Robin, Tim Drake. Con el tiempo se ha vuelto una asociada habitual de Batman; unas veces como enemiga, otras como aliada. Asesina a sueldo especializada en combate sin armas.

Después de Crisis on Infinite Earths, el origen de Lady Shiva fue reescrito. Sandra y su hermana Carolyn nacieron y crecieron en Detroit, compartían un vínculo especial que se hizo más evidente cuando comenzaron a practicar artes marciales todos los días. Gracias a su competitiva naturaleza, las prácticas se transformaron en combates serios y posteriormente ambas se convirtieron en maestras en artes marciales. Las hermanas desarrollaron una habilidad casi meta-humana de detectar los movimientos más insignificantes de sus oponentes para predecir sus acciones.

Cuando el asesino David Cain encontró a las hermanas Wu-San, eligió a Sandra como la perfecta madre para su hijo. Cain dándose cuenta de que Sandra inconscientemente se contenía en la pelea, decidió asesinar a su hermana para “liberarla” de lo que frenaba su potencial.

Sandra intentó vengarse de Cain, pero cayó en una trampa; fue emboscada por La Liga de los Asesinos de Ra's al Ghul. Cain le propuso perdonarle la vida a cambio de que tuviera un hijo con él, Sandra aceptó y la bebé fue llamada Cassandra Cain, quien años más tarde se convertiría en Batgirl.

Ahora sola, Sandra se había dado cuenta de que era cierto que se contenía al pelear con Carolyn y volcó todos sus esfuerzos en entrenar y ganar experiencia, había ganado un propósito en la vida. El día en que Cassandra Cain nació, Sandra también experimentó su propio renacer, ahora como: Lady Shiva. 

Batman y Shiva ya habían tenido algunos combates donde solía salir derrotado. Bruce la consideró siempre una de las mejores artemarcialistas diciendo que ella bien podría ser la mejor peleadora con vida del mundo.

Después de que Bane rompió su espalda, Batman había perdido gran parte de sus habilidades y confianza, así que decidió pedirle ayuda a Shiva para recuperar su agilidad y espíritu combativo. Shiva creyó que él no era digno de entrenar con ella; sin embargo, sí le ayudó a hacer un plan de entrenamiento por respeto a lo que un día fue Batman. 

Como parte del entrenamiento, Shiva, mientras usaba una máscara tengu, asesinó al conocido maestro de artes marciales Armless Master (destacado sensei de Gotham City conocido por haber entrenado a Catwoman), con la esperanza de que sus discípulos buscarán venganza sobre su muerte. Shiva le da la máscara a Bruce y lo envía a una misión de entrenamiento donde es emboscado por los estudiantes al ser confundido con el asesino de la máscara tengu. 

Bruce derrota a todos, pero Shiva, en un intento por completar el entrenamiento de Batman, lo presiona para que asesine a alguno de sus oponentes usando su golpe fatal Leopard Blow. Batman finge haber usado la maniobra en uno de los estudiantes. Shiva queda conforme al “ver” a Bruce usar fuerza letal. Tiempo después ella descubre la verdad, aunque decide no vengarse de Batman.

Henri Ducard

Henri Ducard gozaba de una gran reputación como cazador de personas y asesino. Cada organización, desde la CIA hasta la KGB, buscaban los servicios de Ducard, por lo que también ganó muchos enemigos.

Durante los años que tomó Bruce para preparar a Batman, viajó a París en busca de Ducard pues había escuchado de sus renombradas habilidades como detective. Antes de que Ducard pudiera entrenarlo, decidió probar el potencial de Bruce por lo que envió a su hijo Morgan a desafiar a Bruce en un combate. Morgan sorprendió a Bruce en un callejón, quien probó ser digno del entrenamiento de Ducard al derrotar a su hijo.

Ducard se acercó a Bruce, le puso un arma en la cabeza y le preguntó porqué no debería matarlo por haber humillado a su hijo. Bruce apeló a la vanidad de Ducard dejando demostrada su ingenuidad.

La Interpol había contratado los servicios de Ducard para rastrear y desarticular a una elusiva célula terrorista; él aceptó, pues esperaba que tuviera la oportunidad de vengarse de Hassan, líder de dicho grupo terrorista.

Bruce sabía que Ducard estaba trabajando con la Interpol; sin embargo, las tácticas de Ducard no habían probado ser eficaces pues solo había logrado localizar a los subtenientes de Hassan. Bruce por otro lado, había logrado encontrar la ubicación de Hassan y estaba dispuesto a entregarle la información a Ducard a cambio de que lo entrenara. Normalmente Ducard no habría aceptado tal oferta; pero en este caso no pudo pasar por alto las agallas que demostró Bruce ni la destreza que había exhibido al encontrar información inalcanzable.

Ducard accedió también por la esperanza que tenía de que Bruce y Morgan trabajaran juntos formando un equipo élite de fuerza letal. Ducard finalmente alcanzó a su presa y asesinó a Hassan, fue entonces que Bruce decidió seguir su camino y alejarse de los Ducard pues él pensaba que la orden era solo capturar e Interpol se encargaría de custodiar y procesar al criminal.

Ducard no permitiría que Bruce se aleje sabiendo tanto sobre sus operaciones, así que envía a Morgan a eliminarlo. Morgan dispara dos veces con un rifle de largo alcance a Bruce mientras salía de un taxi y lo supone muerto, pero en cuanto comienza a conducir es emboscado. Bruce deja caer a Morgan moribundo por el tragaluz del taller de Ducard y aterriza en la mesa de trabajo de su padre. Después de haber fallado en eliminar a Bruce, Ducard considera a Morgan una desgracia, completamente decepcionado de su propio hijo, decide cortar todos los vínculos que lo unen a él.

Tiempo después, durante Batman: Blind Justice (1989), la vida de Bruce Wayne da un giro al ser acusado de ser un espía comunista. Ducard es llamado por la Comisión como testigo estrella para ofrecer su declaración sobre los 8 años de ausencia de Bruce de Gotham City y sus actividades durante ese tiempo. Ducard acepta ayudar solo si se eliminan de su expediente sus delitos en Francia, Italia, El Salvador y la República Islámica de Syiraq.

Durante su estadía en Gotham, Ducard infiere la identidad secreta de Bruce Wayne; pero el profundo respeto que le inspira lleva a Ducard a decidir no compartir esta información y también a “ayudarle” asesinando a los miembros dirigentes de la Comisión para eliminar la oposición contra Bruce.

Antes de irse de Gotham, Ducard le envía una carta manifestándole a Bruce su admiración e informando que no tiene que preocuparse más por la Comisión. A Bruce le repugna la falta de moral de Ducard al asesinar a los miembros de la Comisión; no obstante le permite continuar con sus operaciones de rastreo de personas.

Una amalgama entre Henri Ducard y R’as al Ghul fue utilizada por Christopher Nolan en la película Batman Begins (2005). “Henri Ducard” fue el alias que utilizaba al Ghul durante el entrenamiento de Bruce para ser parte de League of the Shadows. El personaje fue interpretado por Liam Neeson quien repitió su papel para el videojuego Batman Begins... y hablando de Ra's...

Ra’s al Ghul

Contrario a lo que Christopher Nolan mostró en el filme Batman Begins (2005), en el universo de las novelas gráficas Ra’s al Ghul no entrenó al joven Bruce Wayne antes de convertirse en Batman, como el personaje que interpretó Liam Neeson en la película. Durante la trama, “Henri Ducard” es solo el alias que utilizó al Ghul; sin embargo, en las historietas es un personaje independiente que sí entrenó a Bruce (como se mostró anteriormente).

Es por ello que para efecto de esta nota, el Ra’s al Ghul al que se hará referencia principalmente es el retratado durante la trilogía fílmica de Nolan.

Durante los años de entrenamiento para preparar al Caballero de la Noche y mientras Bruce se encontraba en Bután, se asoció con criminales para aprender sus métodos. La policía lo arresta y es encerrado en una prisión por robo, irónicamente de propiedad de Industrias Wayne. 

Durante una trifulca en la prisión, un enigmático hombre quien se presenta simplemente como Henri Ducard, un asociado de Ra’s al Ghul, le invita a unirse a un grupo élite de vigilantes llamado League of Shadows. Bruce es liberado al siguiente día y se dirige hasta la cima de una montaña en el Tíbet, donde se encuentra un monasterio, hogar de la League of Shadows, ahí Ducard lo esperaba junto con al Ghul y sus mercenarios. 

Cuando fue cuestionado si estaba listo para comenzar, Bruce replicó que apenas podía mantenerse de pie. A modo de prueba, Ducard ataca a Bruce y le explica que la muerte no esperará a que él se sienta listo. Bruce, exhausto por la difícil travesía, es fácilmente derrotado. Ducard le pregunta a qué le teme. Luego le explica que para manipular el miedo en otros, debe primero dominar el suyo.

En cuanto Bruce se recupera inicia el entrenamiento. Ducard, quien es un peleador experto y un exigente maestro, lo entrena en cada aspecto del ninjutsu. Durante su entrenamiento Bruce fue incapaz de vencer a Ducard, pero en una pelea con espadas sobre un glaciar estuvo cerca de lograrlo. Desafortunadamente, Bruce olvidó prestar atención a lo que le rodeaba, Ducard aprovechó su error y rompió el hielo debajo de Bruce, venciéndolo.

Al final de su entrenamiento, Bruce, ligeramente intoxicado con el humo de la flor azul, debe encontrar a su mentor quien se esconde entre su grupo de mercenarios. Durante esta prueba y bajo la influencia del alucinógeno, Bruce es capaz de superar su miedo a los murciélagos. Bruce recibe una herida en el brazo, que replica en dos de los mercenarios del grupo, lo que provoca que Ducard lo confunda y capture erróneamente a otra persona. Bruce devela el truco, derrotando a su mentor.

Como prueba final, Ducard entrega una espada a Bruce y le ordena ejecutar a un hombre acusado de asesinato, explicándole que se debe hacer lo necesario para acabar con el mal; Bruce se rehúsa pues cree que no se puede luchar contra el mal con métodos malignos.

Ra’s al Ghul explica a Bruce que fue entrenado con la intención de que liderara la League of Shadows en la misión de restaurar el orden en Gotham City a través de crear caos y asesinar a su población. 

Bruce deja inconsciente a Ducard e incendia la fortaleza de la League of Shadows y se enfrenta en un duelo de espadas con Ra's al Ghul, quien termina muerto al caerle parte del piso superior. Ducard, inconsciente, es rescatado por su pupilo mientras la fortaleza colapsa. Bruce antes de volver a su hogar, lo deja en una villa cercana.

Meses después durante una fiesta en la mansión Wayne, Bruce es sorprendido por Ducard quien lo confronta junto con un grupo de ninjas de la League of Shadows y le revela que él es el verdadero Ra’s al Ghul, el hombre que murió en aquella montaña era solo un señuelo.

Bruce engaña a sus invitados para que abandonen la mansión, que luego es incendiada por los ninjas de al Ghul. Bruce, con la ayuda de Alfred, logra escapar momentos antes de que la mansión sea destruida.

Ra’s al Ghul había conspirado con Scarecrow todo el tiempo, planeando la destrucción de Gotham distribuyendo la toxina extraída de las flores azules haciéndola llegar al suministro de agua de la ciudad para después, con ayuda de un vaporizador que emite microondas (que fue robado de Wayne Enterprises), intoxicar a toda la población.

James Gordon logra derribar las vías del tren elevado con los misiles del Batmobile justo a tiempo para que cuando llegara el tren que transportaba el vaporizador y donde Batman y Ra’s al Ghul se enfrentaban, terminara cayendo al vacío, no sin que segundos antes Batman lograse escapar, dejando a su mentor morir en la caída.

Durante la confrontación, Ra’s al Ghul le confesó a Bruce que no era la primera vez que él y la League of Shadows trataban de destruir Gotham. Anteriormente usaron la economía como arma, lo que provocó una gran crisis económica que indirectamente causó la muerte de los padres de Bruce, cuando Joe Chill intentó asaltarlos después de haber perdido su trabajo.

Esta declaración deja en evidencia la gran influencia que Ra’s al Ghul tuvo, no solo en la preparación sino en las raíces de lo que construiría en Bruce Wayne la semilla de Batman. Luego de la trama presentada por Nolan, algunos escritores exploraron la idea de al Ghul como mentor de Batman, como en Superman: American Alien #3 (Marzo, 2016).

 

¡No te pierdas la Tercera Parte!  

¡Compártelo en tus redes!

Imagen de cookies

Este sitio web usa cookies, se usan para personalizar el contenido, mejorando la experiencia en el sitio y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico.