Prepárense para desplegar, porque Fortnite necesitará un poco de ayuda en su nuevo caso: bufete de abogados canadiense ha comenzado los procesos para abrir una demanda colectiva contra Epic Games.

En nombre de los padres de dos menores, Calex Lega, con sede en Montreal, presentó un aviso legal a fines de la semana pasada alegando que Epic Games creó Fortnite con el fin de que fuera lo más adictivo posible.

Según se informa, los dos menores no identificados, de diez y quince años, han desarrollado una adicción a Fortnite, gastando alrededor de $500 y $600 dólares en el juego el año pasado.

Citando la clasificación del trastorno de juego de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Calex Legal destaca las comparaciones con la adicción a la heroína y la cocaína. Sí, esto es real, señores y medusas.

La psicología humana y la manipulación del cerebro humano han sido el epicentro del proceso de desarrollo de Fortnite que ha sido especialmente diseñado para ser altamente adictivo.


La OMS evita deliberadamente usar la palabra "adicción" en su clasificación, definiendo el trastorno del juego como un problema de comportamiento que dura 12 meses consecutivos o más, es decir, que el bufete de abogados está empleando términos no adecuados para el caso que presentan.

La presentación también afirma que Epic Games trabajó con psicólogos en el desarrollo de Fortnite, citando un artículo de la ex diseñadora de UX(user experience) Celia Hodent, quien tiene un doctorado en psicología.

Durante una reciente investigación parlamentaria sobre tecnologías inmersivas y adictivas en la que Epic Games proporcionó evidencia a los legisladores del Reino Unido, el asesor legal Canon Pence dijo que la compañía no emplea psicólogos para ayudar a diseñar sus juegos. Calex Legal enfatiza su creencia de que Epic Games diseñó Fortnite para ser adictivo a través de actualizaciones de contenido regulares, desafíos gamificados diarios, estilo visual y elementos aleatorios... y bueno, sabemos que eso lo hacen todos los videojuegos desde tiempos antiguos, y que esto solo lo están haciendo porque dejaron a sus hijos solos con la tarjeta de crédito, pero bueno.

La presentación argumenta que Epic Games no logró aclarar los peligros de la adicción a los padres o jugadores.

Está claro que los acusados conocían los riesgos de adicción planteados por Fortnite desde que [ellos] crearon Fortnite [con] el objetivo innegable de hacerlo adictivo. Sin embargo, los acusados decidieron a sabiendas y voluntariamente no revelar a los usuarios los riesgos y peligros asociados con Fortnite, eligiendo en cambio negar el aspecto adictivo del producto. A pesar de los informes de varios expertos en riesgos de adicción a Fortnite, los acusados aún no los abordan, ya que esto pondría en peligro su rentabilidad récord.


Según la abogada legal de Calex, Alessandra Esposito Chartrand, este caso se asemeja a una demanda de 2015 en el Tribunal Superior de Québec que dictaminó que las compañías tabacaleras no proporcionaron una advertencia adecuada sobre los peligros de fumar.

Es básicamente la misma base legal. Está muy centrado en el deber de informar.


Si bien los términos de servicio de Fortnite incluyen una exención de demanda colectiva, Chartrand le dijo a CBC que dichos términos no resisten en los tribunales de Québec debido a las leyes provinciales de protección al consumidor.

¿Conclusión? Los videojuegos son un medio de entretenimiento que pueden abarcar todas las edades, solo no dejes a tus hijos de 15 años a solas con tu tarjeta de crédito mientras haces otras cosas y usas a los videojuegos para distraerlos y que no te molesten. Al contrario, busca títulos que desarrollen algo en ellos: ideas, valores, habilidades. Convive con ellos mientras juegan, no solo los veas de lejos.

[Fuente] l GameIndustry

¡Compártelo en tus redes!

Este sitio web usa cookies

Las cookies de este sitio web se usan para personalizar el contenido, así mismo mejorando la experiencia en el sitio y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico.

Cookies image